La Base de la Maldición es la Adoración Idolátrica


En el contexto de la enseñanza de la cena del Señor, Pablo advierte que se ha desarrollado una dinámica peligrosa: hay quienes están introduciendo comida consagrada a ídolos y la están ingiriendo en el tiempo, o como parte de la cena del Señor: No podéis beber la copa del Señor, y la copa de los demonios: no podéis ser partícipes de la mesa del Señor, y de la mesa de los demonios.