conocer a Dios, doctrina de Cristo, Evangelio, ministerio, Podcast
Dejar un comentario

Reformaos por la renovación de vuestro pensamiento… para caminar conforme a la fe de Jesús


Y no os conforméis a este siglo; mas reformaos por la renovación de vuestro entendimiento (νοός: mente), para que experimentéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.

Romanos 12:2

Antes de entrar en el estudio propiamente, permítanme primero afinar la traducción, los términos utilizados en la traducción al español no honran el sentido original del mensaje del apóstol. Los términos, τω αιωνι, traducido como ‘este siglo’; y, του νοος, traducido como ‘entendimiento’, no es necesariamente lo que el apóstol escribió en su epístola.

En cuanto al término,‘τω αιωνι’, el significado no es ‘siglo’, el término significa un periodo de tiempo largo, pero con énfasis en el aspecto indefinido del mismo (eón, en español); el apóstol utiliza el termino más bien para indicar que no deben dejar pasar el tiempo de forma indefinida; la exhortación del apóstol es para que no se estanquen ‘permanentemente’ en su estado actual de pensamiento.

En cuanto al término, ‘του νοος’, su significado no es entendimiento, el término significa ‘mente’; entendimiento (διάνοιαν) no es lo mismo que mente (νοός).

Así que, en su epístola a la comunidad de fe de Roma, lo que realmente el apóstol está diciéndoles, es:

no adopten la estructura de pensamiento establecida por esta forma de vida, sino transfórmense a sí mismos por la renovación de cómo piensan, para que comprueben cuál es la buena Voluntad de Dios, agradable y perfecta.

Nótese en el contexto de la lectura que el apóstol explica a sus lectores que todos los hombres se encuentran bajo una estructura de pensamiento de desobediencia e incredulidad, el apóstol les descubre que Dios encerró a todos en incredulidad, para tener misericordia de todos (11:32); este mismo establecimiento es presentado también en su epístola a los Efesios, el apóstol la define como el misterio de la Voluntad de Dios, que no se dio a conocer a ningún hombre, en el pasado, pero que ahora es revelada por el Espíritu a sus santos apóstoles y profetas.[1] El propósito de la Revelación de Dios por el Evangelio es para mostrar las abundantes riquezas de su Gracia, a fin de que todos entiendan de dónde Dios los sacó.

Según la instrucción del apóstol, las estructuras de pensamiento que los sistemas de vida imponen a sus protegidos pueden alterar el cómo se debe vivir la vida de fe en Cristo Jesús; y, junto a lo anterior, una forma de pensar incorrecta puede trastocar la concepción acerca de la Voluntad de Dios, y presentarla bajo otros conceptos que no necesariamente sean la buena, agradable y perfecta Voluntad de Dios. Si se observa detenidamente, el apóstol está advirtiendo acerca del peligro que hay de persistir en el estilo que los sistemas de vida han establecido como el modelo de pensamiento.

Las estructuras de pensamiento impuestas por los sistemas de vida, en todas sus formas, sociales, culturas, militares y religiosas, todas caminan de la mano de un espíritu ateo cuyo énfasis es establecer una forma de pensar en desobediencia a Dios. De esto es lo que el apóstol está advirtiendo.

Hay que destacar que la advertencia del apóstol no es exclusiva a los creyentes de la comunidad de fe de Éfeso, Pablo reconoce que los sistemas de vida, judío, griego, gentil, todos sin excepción, están orientados hacia la adoración idolátrica, y cargados de una influencia mitológica, y como tal, las conductas de los habitantes de tales comunidades son conductas en abierta oposición a la Voluntad de Dios, este énfasis doctrinal lo encontramos en todas sus epístolas, sin excepción.  En su epístola a la comunidad de fe de Éfeso, el apóstol denuncia que los sistemas de vida gentil están cargados de prácticas paganas:

Entre los cuales todos nosotros también vivimos en otro tiempo en los deseos de nuestra carne, haciendo la voluntad de la carne y de los pensamientos (διανοιῶν); y éramos por naturaleza hijos de ira, también como los demás.

Efesios 2:3

Teniendo el entendimiento (διανοίᾳ) entenebrecido, ajenos de la vida de Dios por la ignorancia que en ellos hay, por la dureza de su corazón.

Efesios 4:18

Y a renovarnos en el espíritu de vuestra mente (νοὸς: mente),

Efesios 4:23

En su epístola a la comunidad de fe de Colosas, el apóstol denuncia que los sistemas de vida ‘gentil’ no tienen conciencia de vida espiritual.

A vosotros también, que erais en otro tiempo extraños y enemigos de ánimo (διανοίᾳ) en malas obras, ahora empero os ha reconciliado.

Colosenses 1:21

En su epístola a la comunidad de fe de Corintios, el apóstol demuestra que las formas de pensamientos ‘gentil’ están influenciadas por demonios.

En los cuales el dios de este siglo cegó los entendimientos (νοήματα: mente) de los incrédulos, para que no les resplandezca la lumbre del evangelio de la gloria de Cristo, el cual es la imagen de Dios.

2 Corintios 4:4

A Timoteo le escribe sobre el cuidado que él debe de tener de no permitir que las personas a su alrededor establezcan pensamiento doctrinal, pues sus pensamientos siguen concepciones mitológicas.

Porfías de hombres corruptos de entendimiento (νοῦν: mente) y privados de la verdad, que tienen la piedad por granjería: apártate de los tales.

1 Timoteo 6:5

Y de la manera que Jannes y Jambres resistieron a Moisés, así también estos resisten a la verdad; hombres corruptos de entendimiento (νοῦν: mente), réprobos acerca de la fe.

2 Timoteo 3:8

Ni presten atención a fábulas y genealogías sin término, que antes engendran cuestiones que la edificación de Dios que es por fe; así te encargo ahora.

1 Timoteo 1:4

La advertencia del apóstol está dirigida al lector para que entienda que la vida de fe no consiste solo en creer, es necesario que quien cree en Jesús, adicionalmente, abandone su estructura de formación de pensamiento, todo, sin excepción, y la renueve a partir de la doctrina del Evangelio de Jesús. La fe en Jesús sin un abandono de la estructura de formación de vida pagano, sencillamente resultará en una vida religiosa, y posiblemente piadosa, pero no una vida con esperanza de Salvación.

La renovación de la mente no es un proceso aislado ni independiente al desarrollo de la vida espiritual, la renovación de la mente es con el fin de vivir según la vida nueva en Jesús.

No por obras de justicia que nosotros habíamos hecho, mas por su misericordia nos salvó, por el lavacro de la regeneración, y de la renovación (ἀνακαινώσεως) del Espíritu Santo;

Tito 3:5

Y revestidos del nuevo, el cual por el conocimiento (ἐπίγνωσιν) es renovado conforme a la imagen del que lo crio;

Colosenses 3:10

No se trata solo de ‘depurar’ las formas de pensamiento, el énfasis no es un ‘cambio’ de forma de pensar, tenemos que tener cuidado de no glorificar el pensamiento como si todo consistiera en pensar diferente. Se trata de aprender a vivir según la fe del Evangelio. El apóstol escribe en su epístola a los Corintios, y dice que la Palabra de la cruz es ‘locura’ a quienes la oyen, ¿Por qué es locura?  Porque no encaja dentro de la forma de pensamiento idolátrica que los sistemas de vida proponen; obsérvelo usted mismo, todos los sistemas de vida tienen dietas paganas con comidas sacrificadas a los ídolos, todos tienen prácticas religiosas basadas en la depravación sexual, todos tienen costumbres basadas en la injusticia, en la mentira, en el robo; el resumen que el apóstol presenta en el capítulo uno de su epístola a la comunidad de fe de Roma destaca que toda forma de vida promueve la deslealtad y no estima el afecto natural como una virtud de carácter, esto es lo que el sistema de vida pagano promueve.[2]

La razón de por qué aun entre las comunidades de fe encontramos las mismas formas de actuar que vemos en gente que no tienen a Jesús, es porque estas comunidades no enfatizan sobre la necesidad de transformar y renovar el pensamiento; la gran mayoría siguen pensando de la misma forma como pensaban antes de creer en Jesús, no han cambiado su vocabulario, siguen conversando con los mismos dichos y refranes de antes, aunque muchos de ellos son de tipo agoreros; sus expresiones son fatídicas y algunas hasta maldicientes, pero no lo ven como un inconveniente a la vida de fe.

No se trata de depurar el pensamiento como fin último, se trata de que la forma de pensar esté sujeta a la obediencia de la doctrina del Evangelio, ese es el propósito. Si los creyentes no ven la necesidad de ser transformados en su formas de vida pagano, muy pronto veremos el surgimiento de formas religiosas de vida pagana revestidas de un cristianismo filosófico.

La fe no es una forma de pensar, y aunque a la hora de actuar en fe no se requiere que se ‘razonen’ los actos ni los pensamientos, es necesario renovar la forma de pensar para que cuando se traigan a memoria las enseñanzas de la Palabra de Jesús,[3] se haga con el propósito de entender cuál sea la buena Voluntad del Señor: para que experimentéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.


La Vida de Fe: Transformar y renovar el pensamiento

Las citas bíblicas son tomadas de la Versión Reina-Valera Antigua, 1909 (RVA)


Pastor Pedro Montoya


[1]     Efesios 3:5-6: El cual misterio en los otros siglos no se dio a conocer a los hijos de los hombres como ahora es revelado a sus santos apóstoles y profetas en el Espíritu: Que los Gentiles sean juntamente herederos, é incorporados, y consortes de su promesa en Cristo por el evangelio:

[2]     Romanos 1:28-32

[3]     Juan 14:26: Mas el Consolador, el Espíritu Santo, al cual el Padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas, y os recordará todas las cosas que os he dicho.

Colosenses 2:2: Para que sean confortados sus corazones, unidos en amor, y en todas riquezas de cumplido entendimiento (συνέσεως: razonamiento) para conocer el misterio de Dios, y del Padre, y de Cristo;

2 Timoteo 2:7: Considera (νόει: piensa) lo que digo; y el Señor te dé entendimiento (σύνεσιν: razonamiento) en todo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .